viernes, 16 de marzo de 2012

¿Cómo recuperar las ganas?

 

Hoy no encontraba aliciente a la vida. Se hallaba vacía, sin energía ni ganas de rellenarla. Y no entendía por qué. No localizaba la razón para tal desánimo. El fin de semana había sido enriquecedor. Agotador también, pero regresó con la balanza inclinada hacia el lado positivo.

Sin embargo y pese a haber vuelto pletórica, ahora, a mitad de la semana el gas no le daba para más.

Tenía mucho trabajo, pero no le apetecía trabajar. Tenía muchos estudios pendientes, pero no le apetecía estudiar. Tenía encuentros con los amigos que esperaban ser realizados, pero no le apetecía salir ni encontrarse con nadie. Tenía diversas cuestiones que supervisar, menús diarios que elaborar, películas por ver, libros por leer...familia que cuidar y amor que alimentar.

 

Pero no tenía fuerzas para continuar...

18 comentarios:

  1. En ocasiones nuestra inapetencia es algo superior a nosotros y nos deja KO, sin aparentes motivos. Esta desgana suele ser puntual y, depués, nos sentimos con más energía.
    Un abrazo, Mascab.

    ResponderEliminar
  2. Hay dias en los que cuesta arrancar, nada entusiasma, nada motiva. Cuando me pasa me voy de compras.
    Muy bien detallado
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Bueno a veces la carga de trabajo y el ritmo de vida que llevamos nos expone a estas situaciones que suelen ser pasajeras.
    Lo mejor es tomarselo con tranquilidad y dejar que el cuerpo y la mente se recuperen, jeje y si no pues me pongo unos cds metaleros a ver si reacciono, ajjaaj
    un besote

    ResponderEliminar
  4. A mi me da que, con la cantidad de cosas que tiene que hacer, tiene un estrés de caballo; aconsejaría y no me gusta dar consejos, que hablara mucho con alguna persona de confianza con ganas de escuchar; hablando, sin necesidad de esperar respuesta, muchas veces las encontramos nosotros mismos.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  5. ¡Ganas de vivir! La vida es tan limitada que el mero reconocimiento de tanta escasez es el combustible con el que poner en marcha los motores cada mañana. ¡Un día más! ¡Un aliciente para vivir con ilusión el presente, lo único con lo que contamos!
    En todo caso, así como llegan la nubes descargan o no y se van movidas por el viento, así también pasan de nosotros las desganas y volvemos a ilusionarnos y a enamorarnos de la vida nuevamente. ¡Ánimo, estoy a tu lado!

    ResponderEliminar
  6. Amiga mia : "C´est la vie", ésta que nos toca disfrutar de ella con todas sus alegrias y sus penas, capaces de minar al mas preciado optimista. Quedate con las personas que te quieren, que te ayudan a levantarte cuando tropiezas, y con la certeza de que cuando se pase esa desgana florecen con un poder enorme las ganas de vivir y disfrutar.....
    Besos y abrazos. Max

    ResponderEliminar
  7. Sé que no tienes tiempo pero si te hace un café pon la fecha. Un beso muy grande mi niña

    ResponderEliminar
  8. Se te quitan las ganas de seguir trabajando o estudiando cuando te das cuenta que frente a la vida todo lo demás es secundario. Ante todo !vivamos¡¡. Un beso amiga.

    ResponderEliminar
  9. Por desgracia, yo de eso entiendo un rato largo. Pero no encuentro fórmula alguna ni receta ninguna para eliminar esa desgana.
    Es fácil decir que sigamos viviendo, que la vida es muy bonita, eso lo dicen los de fuera, pero desde dentro... el panorama es otro.
    Muchos besos, Mascab. Rosa.

    ResponderEliminar
  10. Así nos sentimos a veces, sin embargo seguimos tirando, caminando, hay un impulso dentro, y continuamos; de pronto sentimos el aire y simplemente seguimos respirando…viviendo.
    Me gustaría encontrarme algún día con una fotografía como esa, que me indique a cuantos kilómetros estoy de las ganas para vivir, en uno de esos días que nos cuesta caminar.
    Un abrazo, feliz fin de semana

    ResponderEliminar
  11. Todos los sintomas que sufres son lo más parecido a una depresión pero, sin embargo, aún te quedan ganas para llegar hasta tu ventana y contarlo, puede que sólo sea cansancio, que lo que realamente necesites es eso, no hacer nada.

    ResponderEliminar
  12. Hay días donde el alma, anda rezagada,
    remolona en el camino,
    arrastrando sus alas, sin fuerza
    y mirando sus ojos sin brillo,
    pero bastará una chispa diminuta,
    en cualquier rincón escondido,
    para renacer la hoguera,
    que ponga el sol, en su sitio.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  13. Jooo MASC... y yo, perdida por ahí y tú¿tú? aquí... medio espachurradita..
    Mmmmm bonita, déjame que te deje la receta de la abuela para bajones:

    Un buen pedazo de ESTO
    Mucho de ESTO
    y ¡¡¡ buscar la magia!!! ...¿cómo?
    AQUÍ te dice donde buscar:-)

    ¡¡¡Venga preciooooooosa!!! que yaa... ¡¡es finde, mi cielo!!
    Toma oxígeno y piensa que la vida con patas se llama ¡¡¡ MAAAAASC !!!
    Un beso inmeeeeenso y toooooodo mi cariño y... silba si me necesitas... de corazón, cielo.

    Muaaaaaaaakss gigante y ¡¡muy feliz finde!! sé que tú puedes ¿ok?:-)

    ResponderEliminar
  14. Esa especie de fatiga que te deja sin energía, sí, me suena...Hay que darle un descanso al cuerpo y a la mente y mimarse un poquito uno mismo. Que darte un par o una docena de besos o más, a tí misma, eso no es ser egoista, es que eres humana y también tienes necesidades.

    Besos!

    ResponderEliminar
  15. Me adhiero al comentario de ion-laos, tiene razón cien por cien. Si conozco yo esa rutina de querer y no poder...
    Por eso es bueno mimarse, hacer algo sin obligación de hacerlo, solo porque sí, eso ayuda a seguir estoy segura!!!
    ¿Dónde está ese cartel? ¿Es un lugar?
    Parece que puedo volver a la actividad, tengo mucho para ver de antes, pero mejor sigo adelante, sino me voy a marear...
    Besos mi amiga y fuerza...

    ResponderEliminar
  16. A veces a mi también me pasa, cuando te leía era como si hablaras de mi, yo le llamo bajones de infelicidad y hay que remontar como sea...
    Besos preciosa y a remontar...

    ResponderEliminar
  17. Quizás un regalito, te anime.

    Besos

    ResponderEliminar
  18. Os agradezco a todos tanta muestras de cariño...no pasa nada. Son sólo unos días de bajón, como dice Meme;
    de no mimarme como dice Mónica;
    de no darme tiempo para el descanso como me dice Ion-Laos;
    de no respirar oxígeno como bien dice María (gracias por tus presentes uhmmm chocolate! y por la magia de Rosana y por tí);
    de estar mi alma rezagada sin dejar brillos en mis ojos, como dice Izara (gracias por unos versos tan bonitos);
    No es depresión como sospecha FrancisKa, pero sí cansancio.
    Es un sentirnos así y seguir tirando como cuenta Endless Lve;
    No es lo habitual en mí, como cuenta Rosa Mª que sí los es para ella (cuídata guapa, y ya sabes que me tienes aquí);
    Es como bien dice Karras, que con tanto ajetreo se te quitan las ganas, pero que por supuesto, hay que vivir!!;
    Por supuesto que es falta de tomar un café con amigas como Chelo (en cuanto tenga un respiro, quedamos, tengo ganas de charlar contigo);
    Es ésa necesidad de que te quiera, como dice Max, y dejarse mimar por los amigos, como sucedió anoche;
    ...que hay que animarse con cada día y dar gracias a la vida, como dice Francisco (gracias por tenderme tu mano);
    Que necesito hablar y hablar hasta escucharme, como bien me dice Emilio Manuel;
    Que hay que dejar al cuerpo y a la mente descansar como aconseja Orthos y yo no hago;
    Tal vez, me venga bien pasar un rato de compras como dice Lapislázuli (a veces, a mí también me funciona);
    ...o simplemente que la desgana me ha dejado unos días KO, como expresa Pedro Luis...
    Pero me ha venido genial el regalito de Pilar, y vuestras muestras de cariño...ya me subí a mis tacones y, a por el fin de semana, que es nuestro!!!

    Besazos para todos.

    ResponderEliminar

...Y ahora dime, ¿qué opinas tú?