miércoles, 13 de abril de 2011

MI ETERNO AMOR...



Siento tu calor cercano, mi piel se humedece al imaginar tu luz…

Presiento que estás ahí, tras mi ventana, porque tus ahora minúsculos  dedos, traspasan la cortina que te impide acariciar mi piel…

Te deseo. Me muero por sentirte traspasando mi entregado cuerpo… hasta llegarme dentro, muy dentro, caldeando los latidos de mi hasta ahora, frío corazón.

Me siento ávida de ti, que durante tantos tiempo te alejaste para  trepar  otras ventanas, despertando el deseo en otras almas, calentando otros cuerpos que se hayan tan distantes como tú.
Pero hoy te perdono esta infidelidad. Como siempre desde hace muchos años ya, desde aquel día en que comprendí, que algo tan hermoso no era solo para mí... te debía compartir. 

Y te comparto, ¡porque me haces tan inmensamente feliz cuando estás para mí...!

No me importa saber que te clavas con ardor en otros cuerpos… si te espero y soy paciente, siempre volverás a mí.

En ocasiones he intentado seguir tu estela por el mundo... viajar allá donde más cerca te podría sentir y adorar.

Y así fue como en algunos lugares, a los que he ido persiguiéndote,  he podido seguir sintiendo tus abrazos unos días más. Robándolos a otros cuerpos a quienes ya pertenecías, sin dejarles huellas de nuestro furtivo encuentro.

He descubierto que tu luz cambia en intensidad,  según los paisajes a donde te lleva tu transitar…
Reconozco que me volví loca de celos al ver cómo lucías de bello junto al Mar Adriático, donde te paseabas por las playas mostrando tu ardiente cuerpo, sin el pudor con que te reconocí al encontrarte en otros lugares más al norte, donde tuve que buscar profundamente, para que te acercaras y calentaras éste enamorado corazón.
Te deseo... y con el galopar de mi pecho, casi sin aliento, levanto mi persiana con los ojos cerrados, te abro mi ventana para dejar que sin obstáculos me penetres muy dentro...
Y como llevo diciendo desde hace más de treinta años:
“tumbarme a esperar, abiertos mis brazos y mis piernas, para recibir, completamente expectante...
sintiendo  el roce de tus largos dedos en cada uno de los poros de mi piel, dejando que por fín, me ames...
porque éste es nuestro tiempo y nuestro ahora, mi amado SOL.
Has venido hasta mí, para llenarme de ti, para darme tu calor... y para hacerme diariamente, durante unos meses, EL AMOR

Imágenes localizadas en Internet,
de autores desconocidos para el autor.

10 comentarios:

  1. si.....yo tambien tengo ganas de disfrutar del sol y su buen tiempo. No dejes de ponerte protección ya que las primeras exposiciones no son buenas....si vas a salir de semana santa, disfruta y descansa.
    un besazo
    peich

    ResponderEliminar
  2. Que belleza de post ¡¡¡que belleza!!! Felicitaciones. Honras al Amor.
    Un abrazo desde Buenos Aires

    ResponderEliminar
  3. ¿sientes lo que escribes?

    Un relato muy bonito, con un trasfondo muy interesante para analizar muy tranquilamente. Max

    ResponderEliminar
  4. Peich! tienes razón, ya no es como cuando con 16 años nos tumbámos en la arena y dejábamos que nos inundara con su calor, así, horas tras horas, era como dejar que el sol, nos hiciera el amor...

    Hora tenemos que cuidar nuestra piel al máximo. Pero aún así, qué grato es sentirlo!

    Besos, grandes

    ResponderEliminar
  5. Susana, gracias por tu visita y tu ánimo.

    Besos desde el otro lado del Atlántico

    ResponderEliminar
  6. Max! que si lo siento? clalro que lo siento, desde que tengo conciencia, amo al sol, lo adoro, es mi fuente de vida y de ánimo...

    Transfondo? ya me contarás qué has visto en el post.

    Besos

    ResponderEliminar
  7. mi niña esta asturiana se quita el sombrero ante tu magna alma de escritora, un besin muy muy grande princesa y muchisimas gracias por concedernos el honor de ser testigos de tus bellisimas, magicas y sublimes letras.

    ResponderEliminar
  8. jajajajajaja....!!!definitivamente tengo la mirada muy muy sucia. Casi estoy avergonzado. Por favor perdoname por no haber entendido tu relato, me traicionan las hormonas.Max

    ResponderEliminar
  9. Ozna, me llena de satisfacción tus visitas y comentarios en mis posts. Las agradezco sinceramente.

    Un beso guapa!

    ResponderEliminar
  10. Max! ya me estaba pareciendo a mí que entendías mal... sí, es la configuración marciana... jajaj

    ResponderEliminar

...Y ahora dime, ¿qué opinas tú?