jueves, 10 de marzo de 2011

NO DEJES DE CAMINAR

Marzo avanza por la senda del año. Fuerte y airoso nos adelanta días primaverales alternando con vientos fríos que arrastran nieves desde las cercanas montañas…
Marzo: último mes del primer trimestre del año…  rápido, camina por nuestro regazo, o tal vez seamos nosotros quienes caminamos por el año?
Un trimestre que pasa… Otro año que suma…
Y avanzo por la vida. No me detengo. No paro, porque no lo deseo…
Vivir es caminar, atravesar frondosas sendas, explorar inhóspitos territorios y avanzar…
Detenernos solo un momento para admirar el paisaje, dejar que nuestro corazón se llene con las emociones que nos depare, coger de nuevo nuestro equipaje y continuar…
Un pie adelantando al otro… las manos juguetonas en los brazos sueltos, ligeros y dispuestos para abrazar al amigo que de pronto, aparece en el camino…risueño, generoso, ofreciendo el pan que lleva para compartirlo con el vino que portamos…
Así se llena nuestra vida de vida… Avanzando, admirando, disfrutando, saboreando cada momento que recorremos por el camino, quedándonos con los instantes compartidos con las personas amadas, con los paisajes transitados y con las cosas aprendidas…
Sumando… los días y los años, pero siempre… AVANZANDO


Fotografías y dibujos localizadas en Internet

3 comentarios:

  1. Que duro se hace a veces el camino de la vida, algunas veces te dan ganas de parar para descansar, pero siempre hay algo dentro de ti que te dice !!!no pares¡¡¡, disfruta de lo que tienes que la vida es muy corta y sobre todo no te lamentes de lo que pudieras haber hecho, el camino lo hacen tus pies a lo largo del tiempo; no dejes que tu existencia pase por ti, pasa tu por encima de ella.Max

    ResponderEliminar
  2. Precioso el relato, y muy cierto la vida es asi
    Max, que comentario con tanto arte, deberias animarte y hacer tu propio blog, tendrias en mi un animadora incondicional besos a los dos. marjorita

    ResponderEliminar
  3. Max, Marjo... gracias a los dos por ser tan incondicionales. Sobre todo Max, que nunca se olvida de comentar.

    Besos

    ResponderEliminar

...Y ahora dime, ¿qué opinas tú?